jueves, 30 de noviembre de 2017

CAMPAÑA DE ACOGIMIENTO FAMILIAR EN CASTILLA LA MANCHA


Desde la Dirección General de las Familias y Menores de la Consejería de Bienestar Social se está haciendo una campaña de captación de familias de acogida para los menores que se encuentran bajo la tutela de la entidad pública a nivel regional.

  QUÉ ES EL ACOGIMIENTO FAMILIAR:
  • El acogimiento familiar es una medida que ofrece al niño o la niña, mientras está bajo la tutela de la administración,  la posibilidad de vivir durante un tiempo en un ambiente familiar complementario al suyo, en donde pueda recibir el cuidado y la atención que le faciliten un desarrollo armónico de su personalidad, al tiempo que mantiene la relación y el vínculo con su familia de origen. Se trata de una atención temporal, ya que legalmente esta situación es totalmente incompatible con la adopción.
 QUIÉN PUEDE ACOGER:
  • Cualquier persona mayor de 25 años o familia dispuesta a ofrecer un ambiente estable y afectivo al/a la menor.
  • Personas y familias que deseen ayudar. Todos los miembros de la familia tomarán parte en la decisión del acogimiento.
  • Nuestra región necesita nuevas familias dispuestas al compromiso solidario con los/as menores más vulnerables.
 QUÉ MENORES PUEDEN SER ACOGIDOS/AS:
  • Cualquier niño/a y adolescente hasta los 18 años tutelado/s o en guarda por la Administración, para los que se haya determinado el acogimiento como medida temporal, en situaciones en las que se prevé el retorno con su familia de origen o en tanto se determina otra medida de protección más apropiada para su situación.
  • Es necesario poner el foco en aquellos niños y niñas que presentan necesidades especiales, ya sea por su edad, por ser grupos de hermanos o por sus capacidades diferentes.
 QUÉ DURACIÓN TIENE EL ACOGIMIENTO FAMILIAR:
  • Depende de las circunstancias y necesidades concretas del/la niño/a. Por ello, el acogimiento puede durar desde unos días, en los acogimientos de urgencia hasta varios años.
  • En el estudio que se realiza con las familias colaboradoras del programa se determina el tipo y duración de los acogimientos que cada familia se encuentra dispuesta a ofrecer.
 QUÉ APOYOS PRESTA LA ADMINISTRACIÓN REGIONAL:
  • Las familias de acogida reciben apoyo técnico y supervisión especializada durante todo el proceso, especialmente en los momentos más sensibles, como los primeros encuentros, las visitas u otras eventualidades que pudieran dificultar la adecuada adaptación de los niños. Igualmente, reciben apoyo para sufragar los gastos derivados del acogimiento del menor dentro de la familia por gastos que genere el/la menor.
 DÓNDE DIRIGIRME SI QUIERO ACOGER:
  • Las personas o familias interesadas en colaborar en el programa mediante el acogimiento de uno o más niños o niñas pueden dirigirse a los servicios de Menores de la Dirección Provincial de Bienestar Social, donde les ofrecerán toda la información que precisen y donde podrán tramitar la  solicitud de colaboración con el programa.
Para cualquier ampliación de la información en el 969 17 70 40, 969 17 89 44, 012, 925 27 45 52 y en www. acogimiento.bs@jccm.es. También se puede contactar con la entidad colaboradora del Acogimiento Familiar, ACOFAM en www.acofam.com y el a la dirección info@acofam.com o bien pincha aquí:

Fuente: Junta de Comunidades de Castilla la Mancha.
 

JUGAR NOS HACE LIBRES.JUGUETES NO SEXISTAS

 

«No somos rosas ni azules, y nos gustan los camiones y las muñecas. No queremos elegir entre la pelota y la cocinita. Somos niñas y niños y queremos jugar a todo ».

Ahora que estamos a las puertas de Navidad, las familias tenemos una responsabilidad añadida a la hora de educar a nuestros hijos en el consumo responsable, en el respeto hacia los demás y en la no discriminación de ningún tipo. Y, sobre todo, tenemos la responsabilidad de darles la oportunidad de jugar libremente y no encasillarlos en unos roles determinados a través de los juguetes que les regalamos.
Sin embargo, la verdad es que no nos lo ponen nada fácil. La sociedad que nos rodea, los dibujos animados y especialmente la publicidad se empeña en predeterminar desde pequeños que las niñas deben jugar solo con muñecas y dedicarse a cuidarlas, a peinarlas y a maquillarlas, y que los niños, también ya desde bebés, tienen que aprender a ser superhéroes, a luchar y, además, les debe gustar la velocidad. El poder de la publicidad y los estereotipos de la sociedad son tan grandes que las familias que intentamos trabajar en la coeducación nos encontramos continuamente teniendo que explicar a nuestros hijos que no hay colores, ni juguetes ni comportamientos propios de niños o de niñas.
A medida que los niños crecen, la situación empeora. A las niñas se las empuja a hacerse adolescentes demasiado pronto con estereotipos de mujeres irreales, se las hace soñar a ser estrellas del pop, a ser las más bonitas y las más princesas. A los niños, en cambio, se les otorga el poder de la construcción, de la invención, pero también de la lucha y la velocidad, espacios donde no cabe el trabajo de las emociones.
 En el mundo de los juguetes, da la sensación de que la ficción (entiéndase ‘publicidad’) va por detrás de la realidad. Hay muchísimas mujeres doctoras, ingenieras, conductoras, arquitectas, deportistas de élite. Y también hay muchos hombres enfermeros, maestros, peluqueros, hombres que cuidan de sus hijos, que cocinan, limpian y a los que no les gusta perseguir una pelota. Pero resulta que, cuando miramos un catálogo de juguetes, el disfraz de enfermero/a siempre lo lleva una niña, y el de médico, un niño. Y el carrito de la limpieza y la plancha los usan las niñas, y las pelotas, los coches y las construcciones, los niños. Y lo cierto es que todavía hay madres y padres que se resisten a comprar un cochecito a su hijo (¡un cochecito!) porque es un juguete de “niña”, aunque ellos empujan cochecitos en la vida real.

Objetivos que la sociedad tiene que cumplir:

  1. Sensibilizar a madres, padres y educadores sobre la importancia que tiene el juguete para impulsar la igualdad de oportunidades y como medio de aprendizaje en valores igualitarios y cooperativos.
  2. Fomentar el uso de juguetes que no discriminen en función del sexo, sino que permitan el desarrollo integral de las niñas y niños.
  3. Potenciar la libre elección de juguetes, no inducida culturalmente en función de los estereotipos sexistas.

Pepa y Pepe. La escalera cíclica de la violencia de género en la adolescencia






La socióloga Carmen Ruíz Repullo utiliza el cuento de Pepa y Pepe para mostrar de qué manera las y los adolescentes acceden al peligroso círculo de la violencia de género. Los ejemplos que utiliza son fruto de las investigaciones que detalla en su último estudio, Voces tras los datos. Una mirada cualitativa a la violencia de género en adolescentes, publicado por el Instituto Andaluz de la Mujer, Sevilla, 2016.
 
Para ver el video del Cuento de Pepa y Pepe pinchar aquí:

viernes, 24 de noviembre de 2017

La desgarradora reflexión de Almudena Grandes sobre la víctima de "La Manada" que da que pensar.

La escritora Almudena Grandes ha reflexionado —en la Cadena Ser— sobre la decisión del tribunal que juzga a La Manada, los cinco jóvenes que presuntamente violaron a una chica en los Sanfermines de 2016, de admitir a trámite el informe elaborado por un detective privado sobre la víctima en los meses posteriores a la agresión sexual.
"Está transmitiendo a la sociedad que, para ser creída, respetada, una mujer violada debe seguir sufriendo después de haber sufrido", argumenta Grandes, antes de sentenciar que "una presunta decisión técnica se convierte en un acto de violencia sobre las mujeres. Uno más".
Para llegar a esta conclusión, la escritora parte de una realidad incuestionable: "La violación es un delito", con independencia de "la condición moral de la víctima, sus costumbres, su conducta, son factores tan irrelevantes aquí como en cualquier otro crimen".
Tras lo que sentencia: "Porque lo que pretende culpabilizar a la víctima de La Manada, sembrar dudas sobre su condición moral, es que se atreviera a salir a la calle, a tomar copas con sus amigas, después de haber sido violada, en lugar de quedarse en su casa con todas las persianas bajadas y la cabeza cubierta de ceniza".
Pincha aquí para escuchar el comentario y sigue para leer el texto completo
La violación es un delito. Violar a una prostituta, a una mujer promiscua, a una noctámbula, a una alcohólica, a una drogadicta, a una mendiga, no es ni más ni menos grave que violar a una virgen adolescente de misa diaria o a la propia esposa dentro del matrimonio, porque todas las violaciones son uno y el mismo delito. La condición moral de la víctima, sus costumbres, su conducta, son factores tan irrelevantes aquí como en cualquier otro crimen. Se podría pensar que admitir como prueba el informe de un detective sobre la vida cotidiana de la víctima de una violación sería parecido a aceptar, en un caso de asesinato, un testimonio que probara que el muerto era un malvado que merecía morir, para que la defensa solicite que se considere como atenuante. Podría parecer lo mismo, pero no lo es. Porque lo que pretende culpabilizar a la víctima de La Manada, sembrar dudas sobre su condición moral, es que se atreviera a salir a la calle, a tomar copas con sus amigas, después de haber sido violada, en lugar de quedarse en su casa con todas las persianas bajadas y la cabeza cubierta de ceniza. Eso es lo que el tribunal ha valorado, y al hacerlo, no sólo ha asumido que la calle, la noche, la diversión, son un territorio masculino. También está transmitiendo a la sociedad que, para ser creída, respetada, una mujer violada debe seguir sufriendo después de haber sufrido, renunciar de por vida al placer y a la alegría para que se tome en consideración su sufrimiento. Así, una presunta decisión técnica se convierte en un acto de violencia sobre las mujeres. Uno más.

Fuente: Cadena Ser

ACTIVIDADES CONTRA LAS VIOLENCIA MACHISTAS EN CUENCA - 25 DE NOVIEMBRE


Os animamos a participar y difundir las ACTIVIDADES contra las VIOLENCIAS MACHISTAS  que hemos organización para el sábado 25 de noviembre en la Paz de la Hispanidad (San Esteban):

  12.30h TALLER para niñas y niños
               (cuentacuentos)

  13.00h CONCENTRACIÓN 


Tenemos que hacer visibles los 90 feminicidios en españa, 48 de los 90 son feminicidios íntimos, aunque en las cifras oficiales sólo contabilicen 44.

Según datos del Centro de la Mujer de Cuenca, de enero a octubre de 2017, han sido atendidas 489 mujeres por violencia de género, casi la mitad de del conjunto de mujeres atendidas (1.104)

Motivos nos sobran para otro 25N llenar las calles ¡AYÚDANOS CON LA DIFUSIÓN!

  ¡Nos queremos VIVAS!

viernes, 17 de noviembre de 2017

ROPACOR EN CUENCA

Quince años lleva funcionando en Cuenca el proyecto Ropacor, cuyo reclamo principal es una tienda de ropa de segunda mano ubicada en el edificio de Cáritas Diocesana en la que se pueden adquirir todo tipo de prendas (vestidos, pantalones, faldas, camisas, zapatos) e incluso algunos juguetes a un precio muy reducido, a lo que hay que añadir un taller donde toda esa ropa se limpia, plancha y etiqueta, una actividad que cada año da trabajo a personas con dificultades de inserción laboral.
 
Tras década y media de andadura, Ropacor cuenta en la actualidad con un amplio equipo humano del que forman parte doce voluntarios, todas mujeres, una terapeuta ocupacional y una responsable, a lo que hay que añadir un grupo de diez personas en situación de exclusión social que durante seis meses trabajan en él gracias a una beca de 200 euros mensuales al tiempo que se forman en materias como costura, confección de jabón o lengua castellana en el caso de los extranjeros.
 
Este recurso ubicado en la planta baja del edificio de Cáritas está abierto de 9.30 a 13:00 horas y de 17:00 a 19:00 horas.
 
Para ver el articulo completo pinchar aquí:
 
Fuente: Las noticias de Cuenca

25 de noviembre - Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

En la actualidad, la violencia contra las mujeres y las niñas es una de las violaciones de los derechos humanos más extendidas, persistentes y devastadoras del mundo.

La desigualdad entre los géneros persiste en todo el mundo. Acabar con ella requiere esfuerzos enérgicos para combatir la discriminación profundamente enraizada, que a menudo es consecuencia de actitudes patriarcales y de las normas sociales que estas conllevan.




Algunos datos inadmisibles

La violencia contra la mujer es la forma más extrema de discriminación y, en los casos más graves, esa violencia puede provocar la muerte. Según datos de un informe, referidos a 87 países y recolectados entre 2005 y 2016, el 19% de las mujeres de entre 15 y 49 años de edad dijeron que habían experimentado violencia física o sexual, o ambas, a manos de su pareja en los 12 meses anteriores a ser preguntadas sobre este asunto. En 2012, casi la mitad de las mujeres víctimas de un homicidio intencional en todo el mundo fueron asesinadas por su pareja o un familiar, en comparación con el 6% de los varones.
 
Otro caso extremo de violencia es la ablación. Desde el año 2000, la práctica tradicional nociva de la mutilación femenina ha disminuido en un 24%. No obstante, la prevalencia sigue siendo elevada en algunos de los 30 países que disponen de datos representativos, y en los que, según datos de encuestas realizadas alrededor de 2015, más de 1 de cada 3 niñas de edades comprendidas entre los 15 y los 19 años habían sufrido esa práctica, en comparación con casi 1 de cada 2 niñas alrededor de 2000.
 
Además, apenas la mitad de las mujeres de entre 15 y 49 años (un 52%) que están casadas o viven en pareja toman sus propias decisiones en materia de relaciones sexuales consentidas, usan anticonceptivos y acuden a los servicios de salud. Esa estadística se basa en datos disponibles en torno a 2012 sobre 45 países, 43 de ellos de regiones en desarrollo.
 
Asimismo, la violencia contra la mujer se exacerba en los conflictos armados. En cambio, la igualdad de género ayuda a evitar conflictos, pese a lo cual las medidas en pos de una mayor inclusión, liderazgo y protección de las mujeres en las tareas de la consolidación de la paz siguen siendo insuficientes y, en algunos lugares, incluso se han producido retrocesos en este sentido.
 
ÚNETE es la responsable de la campaña 16 días de activismo contra la violencia de genero que tiene como objetivo sensibilizar y movilizar al público en todo el mundo para lograr un cambio. Estos 16 días son los que transcurren entre el 25 de noviembre y 10 de diciembre Día de los Derechos Humanos. La campaña de este año se celebra bajo el tema: "Que nadie se quede atrás: pongamos fin a la violencia contra las mujeres y las niñas". Como en años anteriores, ÚNETE invita a "pintar el mundo de naranja", usando este color como símbolo de un futuro más brillante y sin violencia de género.
 
Fuente: Naciones Unidas
 
 
 

  Resultado de imagen de 25 de noviembre - Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer